Fidel Ernesto Vásquez I

12.abr.2013 / 05:05 pm

Aristobulo Isturiz-Fidel Ernesto Vasquez

Con el objetivo de garantizar la prestación de un servicio eléctrico estable en las zonas norte, sur, este y oeste, el Gobierno Bolivariano del estado Anzoátegui realizó la inspección y supervisión del personal civil y militar que se mantiene en las plantas y subestaciones eléctricas de la entidad.

Desde la Planta eléctrica Guanta, del Sector Pamatacualito del municipio Guanta, el Gobernador Aristóbulo Istúriz expresó que el Ejecutivo regional trabaja articuladamente con 388 funcionarios de la Fuerza Armada Nacional, Milicias Bolivarianas, voluntarios del Frente Francisco de Miranda y representantes del Poder Popular, para custodiar las áreas externas de 60 instalaciones de generación y distribución de Corpoelec.

“Una de las amenazas que tiene el sistema eléctrico es el desarrollo de iniciativas para tratar de sabotear, con el blanco fundamental de causar molestias en el pueblo, para desmotivar a la gente durante las elecciones del domingo 14 de abril, pero hemos cumplido la orden del Presidente Nicolás Maduro de militarizar todas las instalaciones y protejamos este servicio a disposición del pueblo”, manifestó el Jefe regional.

En compañía del subcomisionado de Comercialización y Distribución de Corpoelec Hugo Márquez, el general de brigada y comandante del Core 7, Ender Palencia Ortiz,  Istúriz aseveró que de estas infraestructuras 40 están resguardadas militarmente, mientras que 15 están vigiladas por 210 agentes de patrullaje; acciones que se mantendrán hasta después de la elección presidencial, atentos a la posible ejecución de planes desestabilizadores de personal externo e interno de Corpoelec.

“La labor que tenemos que hacer es estar vigilantes, estar atentos, para garantizar el normal funcionamiento del servicio eléctrico antes y durante esta coyuntura electoral, porque estoy absolutamente convencido que después que pasen los comicios se acabarán los apagones”, puntualizó el Jefe regional.