Fidel Ernesto Vásquez I

28.dic.2012 / 12:18 pm

Foto: Captura VTV.

La mañana de este viernes fue juramentada Yelitze Santaella como gobernadora del estado Monagas, luego del triunfo obtenido en las elecciones regionales del pasado 16 diciembre, en las que ganó con el 55,11% de los votos.

La actividad, llevada a cabo en la plaza Juana La Avanzadora de Maturín, contó con la presencia del primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello, así como de las autoridades del Consejo Legislativo Socialista del estado Monagas y del pueblo revolucionario.

Santaella, luego de la juramentación, se dirigió a las y los monaguenses con un emotivo discurso, en el que manifestó: “Aquí no ganó Yelitze, ganó la Revolución, ganó Chávez que es el líder… a él nuestro honor… nuestro respeto siempre”, y aseguró: “Voy a ser la Chávez de Monagas, en nombre de Chávez y en nombre de la Revolución, para servirle al pueblo”.

La gobernadora agradeció al Comandante Presidente por su confianza y notablemente conmovida dijo: “Y te vas a levantar Chávez, porque este pueblo te necesita… ahora más que nunca Chávez tú estás en nosotros, en nuestro andar, en nuestro transitar, en nuestra oración, en el alma y en el espíritu”.

Yelitze indicó que hoy inicia su gobierno, “el primer gobierno socialista de Monagas”, el cual estará conformado por servidores públicos que son el mismo pueblo, “no por quienes traten de servirse del pueblo en nombre de la Revolución; que no se equivoquen en la tarea de lealtad al pueblo… y la eficiencia en la gestión; quien lo haga sentirá en su conciencia y en su espalda el látigo de la Revolución”, e hizo un llamado a enviar a los vividores y traidores de la Patria “a la basura de la historia”.

Santaella destacó que el pueblo acompaña a Chávez y su proyecto con disciplina, y acata los lineamientos, por ello, “ganamos la gobernación de Monagas… Esto rompe con el pasado político disfrazado de revolución… y este mismo pueblo, como se le paga a los traidores, lo sacó de la gobernación para más nunca regresar. ¡Basta de traición!”, refiriéndose al gobernador saliente.

La líder revolucionaria dijo que su gobierno cumplirá con los ofrecimientos hechos al pueblo: “Allá donde llegó la Revolución a ofrecer carreteras, allá haremos carreteras”, se cumplirá con el mejoramiento de la infraestructura escolar, hospitalaria, “estamos obligados a cumplir… no nos perdonaríamos ver esos rostros con sus mismas necesidades… Vamos con el pueblo y haremos la Revolución con el pueblo”. Y ahora, “nos corresponde alinearnos al proyecto revolucionario que es uno… para que sea más eficiente en el desarrollo de la política pública”.

Finalmente, manifestó: “En nombre de la Revolución y del Comandante Presidente, no podemos fallar… Hagamos la Revolución para tener hombres y mujeres comprometidos con la Patria y el ideal bolivariano, de Martí, de Chávez”.